Acabo de ver en TVE-1 (programa G+, Gente+) un reportaje presuntamente tranquilizador sobre prótesis mamarias. Citaba clínicas y médicos «buenos» (Dr. Navarro, Clínica Menorca), tanto en boca de entrevistadas como en una extensa batería de totales del Dr. en cuestión. El mensaje general obviamente era: «no pasa nada, chicas, las prótesis mamarias son seguras, ha habido una partida defectuosa, no hay mayor problema». Esto, visto el escándalo PIP, me resulta a mí doblemente escandaloso. ¿Puede la TVE pública hacer este tipo de publirreportajes con nombres y apellidos en positivo, en medio de una crisis sanitaria?

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.