Es en lo profundo en el oscuro
recuerdo disparos densidad eran tantas
noches perdidas siempre puro aliento 
bruma y el aire aliento cerveza y el aire

una sola recompensa una sola avenida
bulevar del desastre para las altas
emisoras radio nunca no me encuentra
no me pueden rescatar no saben sencillamente

donde qué negros qué magmas atravieso
y por qué y para qué dolor demuestro.
Sólo más tarde -siglos, no sé, no hay

cómo nombrar el abismo a veces-
flores tardías de un encuentro brotan
los torpes poemas que llamamos amor futuro

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.