Hace poco hice un intento de publicación mediante crowdfunding para «Los Versos del Piloto», una colección de versos muy experimentales que escribí en los años 80 y 90.

El proceso de captación de fondos fue un estrepitoso fracaso, pero la idea sirvió para que Sete Goytre realizara un magnífico trabajo de maquetación del texto original, introduciendo algunas fotografías y combinando fuentes y colores para conseguir que también la presentación visual de los versos resulte francamente experimental.

Para evitar que ese trabajo se quede en el tintero de los proyectos fracasados -pues en sí mismo es un éxito- aquí lo tenéis. Yo creí que el crowdfunding serviría para publicar, pero no, ¡para lo que sirve es para motivar! ¡Mucho mejor aún!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *